Historias de la Línea Sur

no vayas a creer lo que te cuentan del mundo
(ni siquiera esto que te estoy contando)
ya te dije que el mundo es incontable.

Mundo, Mario Benedetti

Ayer se cumplió el centenario de la fundación de Ingeniero Jacobacci, un pueblo de la Línea Sur rionegrina, en la Patagonia profunda.

Estuve allí hace un par de semanas, recorriendo sus rincones con más historia. Así fue como por medio de Antonella Chameli, conocí a dos mujeres encantadoras: María Rezk y Claudia Nasif, madre e hija respectivamente de una familia pionera de la localidad.

Es un gusto escucharlas hablar de cómo el destino fue tejiendo las redes que crearon su familia; o de aquél día luego de una boda en la iglesia local en que la temperatura llegó a 30 grados bajo cero; o de la gran comunidad de origen libanés que habitaba el microcentro porteño hasta alrededor de la década de 1960, y lo pueblerino del devenir en la actual ciudad de la furia.

Con mucho amor y respeto decidieron conservar el recuerdo del almacén de ramos generales que ocupó una parte importante de su historia familiar, y que a su vez está íntimamente relacionado con la historia de Jacobacci.

Historias de la Línea Sur. Oficina Casa Nasif

Entrar al antiguo almacén fue un viaje en el tiempo para mí. Permanentemente venían a mi mente los almacenes de mi abuelo Fermín y mi tío Juan Srur en el paraje Pilahue, lugares que viven sólo en el recuerdo de pocas personas.

estantes-casa-nasif-jacobacci

Hace dos años Claudia se ocupó personalmente del reacondicionamiento del lugar, que está lleno de detalles fascinantes.

maquina-escribir-underwood-standard

tabla-calculos-comerciales-suixtil

caja-fuerte-casa-nasif

radio-blu-casa-nasif

1950-libertador-general-san-martin

numeradora-para-etiquetas-engomadas

Historias de la Línea Sur

Casa Nasif fue fundada alrededor del año 1918 por Simón Juan Nasif, que había llegado desde Líbano en 1900, y se había casado con Victoria Chimeli en 1910. De aquélla unión nació Norberto Nasif, que se ocuparía de llevar adelante el negocio familiar, y que estaría abierto al público hasta el año 1974; aunque continuaron trabajando con clientes de la amplia zona rural hasta la gran nevada de 1984, que significó una catástrofe para la producción ovina regional.

detalles-casa-nasif-jacobacci

Norberto se había recibido de Contador Público en Buenos Aires y continuó utilizando las instalaciones como su estudio contable, además de seguir oficiando de depósito para su actividad ganadera. Su impronta se nota en todos los rincones.

escritorio-casa-nasif

foto-familiar-casa-nasif

Muchas gracias por mirar.

Mariano

Comments

  1. Anónimo says:

    Soy nieta e hija de esas maravillosas personas que nombras en tu historia…………. Gracias por lo lindo de tu articulo y fotos! Un abrazo Viviana Nasif

  2. Anónimo says:

    Máriano recien vimos con mi mama el relato hermoso al igual que las fotos de tu visita te lo agradecemos con el corazon es una forma mas de preservar la historia de mi familia. La unica correccion que me gustaria hacer es que el nombre de mi padre era Norberto Simon era mi abuelo todo lo demas hermoso. Besos de mama y mios.

  3. Ken Robinson says:

    Excellent work as usual!!!!

  4. CIRO CRISTIAN CARMONA says:

    Estimado Mariano: Como aficionado a la fotografía, me encantaron tus instantáneas, una mejor que otra. Muy lindo recuerdo de esa localidad tan olvidada.Hermoso revisionismo fotográfico. Un abrazo y FELICITACIONES.

  5. Anónimo says:

    Muy linda historia!! Jacobacci estación de trasbordo en la línea ferroviaria Bs.As. Bariloche. Ferrocarril Roca. Habia que bajar del tren y hacer trasbordo a la trochita para ir a Esquel. Una aventura maravillosa.

  6. Que lindo… cada vez que leo una de estas historias me da escalofrios y me da ganas de mas. Ahora cuando estuve en ARG estuvimos hablando mucho de la flia. Mis viejos han estado buscando parientes perdidos e historias del 1880 o por ahi… alemanes e irlandeses perdidos por la linea sur y San Blas. Me deja siempre queriendo mas.
    Veo libro jajaja … con tus fotos y sus historias. Ilustrando el devenir de esta Patagonia que se hizo a golpe de viento y gente perseverante. Tanta soledad en esas planicies pero siempre (por lo menos para los que somos de alla, no?) nuestra casa.
    Haga compilacion y libro… 🙂 Recopilador de historias e imagenes le llamaremos. Ponga en el CV 🙂

    • Qué interesante y difícil al mismo tiempo rastrear los antepasados. Sacando fotos en el cementerio abandonado de Quetrequile me di cuenta que en un par de generaciones puede no quedar nadie que recuerde a las personas fallecidas.
      Respecto al libro… Qué tema jaja. Estoy avanzando con un libro más orientado a las fotos que a las historias. ¿Tal vez en una segunda etapa haga de mi blog un libro?.
      Saludos

  7. Anónimo says:

    muy buenas fotos e informes como este

  8. Anónimo says:

    Hermosas la fotos. Cuanta nostalgia. El almacén de turco

  9. Que tremendas fotos mariano, esa luz de cielo gris bien de la linea sur

  10. Anónimo says:

    Muy bueno Mariano, mis recuerdos de Pilcaniyeu. Carlos

Dejar una respuesta

A %d blogueros les gusta esto: